Homer Simpson se enfrenta a la Central Nuclear

Tras llenar la ciudad de señales de tráfico de dudosa necesidad en su cruzada por mejorar la seguridad de Springfield, Homer Simpson ha emprendido durante el mediodía del lunes un reto mucho mayor que ha acabado a los pocos minutos de comenzar. Ante una multitud de fieles que aclamaban su valentía y aplaudían sus arengas a través del megáfono, Homer Simpson desafiaba al poder lanzando un discurso corrosivo en contra de la Central Nuclear, el lugar en el que él mismo trabajaba hasta hace unos días cuando fue despedido por negligencia.

Pero pocos minutos después de comenzar su discurso, un empleado de la Central Nuclear se acercó a él y le acompañó al interior de las instalaciones. Tras pasar 15 minutos en su interior y mantener una charla cara a cara con el dueño de la Central Nuclear, el Sr. Montgomery Burns, Homer Simpson salió al balcón y megáfono en mano se despidió de sus fieles anunciando que abandonaba su cruzada porque acababan de nombrarle Inspector de Seguridad de la Central. Ante la inesperada noticia, los manifestantes celebraron el logro y aclamaron el nombre de su héroe.

more recommended stories